La esgrima es un deporte de combate en el que se enfrentan dos contrincantes debidamente protegidos que deben intentar tocarse con un arma blanca en función de la cual se diferencian tres modalidades: sable, espada o florete. Su definición es «arte de defensa y ataque con una espada, florete o un arma similar». La esgrima moderna es un deporte de entretenimiento y competición, pero sigue las reglas y técnicas que se desarrollaron en su origen para un manejo eficiente de la espada en los duelos.

 

Las armas principales son:

El florete

Solo se puede tocar el la parte del tronco , si se toca en otra parte el tocado no será valido. La vestimenta es con un peto de  metal que hará una luz del marcador brille indicando tocado (punto)

 

 

La espada

La espada moderna deriva del espadín francés, el cual a su vez procede de la espada ropera.
Como el florete, es un arma de estocada, pero tiene una cazoleta, releganche o protección de mano más grande, además de ser más pesada y de tener una construcción más rígida. La sección de su hoja es triangular. El área válida de ataque es todo el cuerpo.

 

 

El sable

El sable moderno deriva del arma que usaban los soldados de caballería. Tiene un protector en forma de cuenco, que se curva bajo la mano, y una hoja rectangular en sección transversal. Los tocados o puntos se pueden conseguir embistiendo con la punta o golpeando con el filo o con el contrafilo. Se considera blanco válido el torso, la cabeza y los brazos.

 

 

Escrito por: Naira González Robles