Cuando un producto sale nuevo al mercado siempre capta gran expectación, como un coche eléctrico, que a pesar que haya gente que no lo apoye siempre va a ser mejor que un coche de gasolina debido a que no contamina y no se usa el petróleo que es una energía no renovable.
Además el coste no es muy alto, más o menos unos 10000 o 20000 euros depende la calidad del coche.

Los coches eléctricos son normalmente pequeños así que merece la pena porque son más son más fáciles de aparcar en el centro de las ciudades.

Autor: Alejandro Rodríguez Hormigos.