Parecía que no quedaban muchos sitios por explorar en la Tierra pero la Antártida aún conserva zonas vírgenes que pueden llegar a sorprendernos. De hecho, varios geólogos de Estados Unidos han encontrado en el continente helado, los restos de unos árboles que datan de hace 260 millones de años; es decir, incluso anteriores a los dinosaurios. Según los expertos, los 13 árboles pertenecen al mismo género, pero podría tratarse de varias especies. Se trata de árboles que debieron ser capaces de sobrevivir y florecer en una gran variedad de condiciones.